954 09 75 24    revista@hidden-nature.com

Animales en la historia I: Los gatos egipcios

  • Blog
  • martes, 24 octubre, 2017 a las 09:30
  • por Lourdes Verdugo Molina

Hace relativamente poco, como contábamos en nuestro canal de youtube en esta noticia, se confirmó que los gatos fueron domesticados bastante tiempo después que los perros. Los responsables de una de las oleadas de domesticación fueron los egipcios, conocidos adoradores de los gatos, pero ¿a qué se debía que los considerasen a la altura de sus dioses?

Los gatos en la cultura egipcia

Hoy día no se sabe con certeza si los gatos sufrieron una o dos domesticaciones a lo largo de la Gato sagrado para los egipcioshistoria. Se piensa que, si hablásemos del segundo caso, se habría producido una primera domesticación en oriente próximo y una segunda en Egipto. La razón principal por la que se adoptaron gatos fue por su labor cazadora de ratones. Gracias a ellos, se consiguió que esta plaga no mermase las cosechas de cereales, de gran relevancia a las orillas del Nilo. La misma función realizaban en los hogares, donde la caza de ratas y serpientes evitaba enfermedades como la peste. Además se conoce que en la época del imperio  nuevo  (1550 a.C.) en algunas zonas del planeta ya se utilizaban perros de caza, pero los egipcios optaron por utilizar a los gatos para cazar aves.

Tal nivel de importancia tenían los gatos que, cuando estos morían, se les realizaba un gran funeral, siendo embalsamados si la familia contaba con los recursos necesarios para ello. Se transportaban a un santuario especial y se enterraban junto a la figura de un gato en representación de la diosa Bastet. Además de todo esto, se crearon una serie de leyes para ellos que debían cumplirse estrictamente, incluso por parte del Faraón.  Si alguien mataba a un gato voluntariamente, era condenado a muerte.

Su alta estima se debía principalmente a que los egipcios consideraban que estos animales eran la representación de la diosa nombrada anteriormente, Bastet. Se trataba de la diosa encargada de proteger los hogares y la salud de las embarazadas. Los gatos, cuyas funciones principales dentro del hogar eran la limpieza de animales como los ratones, podían ser fácilmente asociados con un descenso de las enfermedades.

El gato dentro del árbol evolutivo de los felinos

Los gatos tienen un antepasado en común con los felinosAunque Egipto se considera una de las probables cunas de la aparición de los gatos, actualmente no se conoce bien cuál es el parentesco entre todas las razas y si hubo una o varias oleadas de domesticación. Lo que sí que se conoce es que pertenecen a la familia Felidae, conocida popularmente como felinos, junto con otras 37 especies.  Además se trata del único miembro de este grupo que no está en peligro de extinción.

Es una familia que mantiene unas características muy similares. El ancestro común más cercano se cree que pudo ser el Pseudalerus, aunque el primer felino considerado como tal, fue el diente de sable. Poco a poco fueron apareciendo diferentes géneros, que se separarían por los 5 continentes y evolucionarían de manera individual, apareciendo los leones y tigres en África, los pumas en Sudamérica, el lince europeo…

La expansión del gato domestico tal y como lo conocemos hoy se produjo gracias al comercio. Como ya comentábamos anteriormente se trataba de una herramienta muy eficaz contra ratones en los cultivos y en las casas, por ello fueron muy aceptados por los seres humanos. Hoy en día se trata de, junto con los perros, uno de los animales más populares para tener como mascota.

 

Compartir

Te podría interesar

¡Aviso! Hidden Nature no se hace responsable de la precisión de las noticias publicadas realizadas por colaboradores o instituciones, ni de ninguno de los usos que se le dé a esta información.

Autor Lourdes Verdugo Molina

Estudiante de Grado en Biología. Tiene experiencia como actriz en diversos grupos de teatro a nivel semiprofesional. Escritora de novelas con una obra publicada. Realizó varios cursos de escritura creativa. Scout con experiencia en el conocimiento del medio natural.


Deja una respuesta

Tu correo no se hará público. Campos obligatorios marcados con *