954 09 75 24    revista@hidden-nature.com

Dentro del mundo vegetal no todo es tan tranquilo como parece, existen una gran cantidad de luchas silenciosas. En las selvas lluviosas, árboles y lianas luchan por llegar a la mayor cantidad de luz posible; y en otros ambientes, algunas secretan sustancias en el suelo que impiden el desarrollo de nuevos brotes a su alrededor. 

Una lucha especialmente llamativa, es la que tiene lugar entre las plantas parásitas y sus hospedadoras. Este tipo de plantas viven a costa de otras, disminuyendo su capacidad de crecimiento o incluso causando la muerte. Para ello siguen un mecanismo aparentemente simple, pero que esconde una gran cantidad de estrategias muy efectivas. 

Del mismo modo que las plantas comunes tienen raíces que internan en el suelo, estas plantas desarrollan un órgano llamado haustorio que se encarga de penetrar en los vasos de otras plantas y tomar su savia. 

Existen dos tipos de plantas parásitas. Las hemiparásitas, sustraen agua y sales de la planta que sufre su ataque, llamada hospedadora, con ellas realiza la fotosíntesis, como una planta normal. Las holoparásitas han dado un paso más en esta estrategia: sustraen la savia bruta, aquella que contiene los azúcares y otros nutrientes que su hospedadora ya ha fabricado mediante la fotosíntesis. Lo más llamativo de las plantas holoparásitas es que se han especializado tanto en esta forma de vida que han perdido su capacidad fotosintética, incluso carecen de clorofila.

Cynomorium coccineum y su planta hospedadora. Esta especie es típica de Andalucía, Túnez, Sicilia y Oriente Medio.

Cynomorium coccineum y su planta hospedadora. Esta especie es típica de Andalucía, Túnez, Sicilia y Oriente Medio.

El proceso de parasitismo consiste en una lucha química desde su inicio. Antes de que comenzar su desarrollo, las plantas parásitas deben recibir una señal química de las raíces de la planta hospedadora. Tras ello, la parásita comenzará a desarrollar su haustorio en dirección hacia la planta que emite la señal. A la vez que pasa esto, la planta hospedadora puede reaccionar emitiendo compuestos químicos que frenen a la parásita (llamadas sustancias alelopáticas). Si esto falla, se activan en la planta hospedadora una serie de mecanismos, para evitar que la parásita penetre en sus tejidos, que suelen consistir en fortalecer sus paredes. 

En un inicio, se consideraba que este proceso era similar a un “vampirismo”, pero estudios más recientes han descubierto una serie de mecanismos más complejos. La planta parásita, a través de los vasos en los que penetra es capaz de manipular genéticamente a la hospedadora. Este proceso lo realizan mediante hormonas y unas moléculas llamadas ARN pequeños de interferencia (siARN, small interfering RNA). Los siARN suelen emplearse en Biotecnología para manipular organismos de todo tipo, pero la evolución dio lugar a esta estrategia en plantas parásitas millones de años antes de que los humanos empezáramos a utilizarla. 

Estas plantas viven en todo el mundo, pero en países en desarrollo de África Subsahariana llegan a causar auténticas tragedias en la producción de los cultivos. Pueden eliminar entre un 20% y un 80% de la producción agraria. Por ello, se están intentando crear plantas transgénicas capaz de defenderse de las parásitas dándoles de su propia medicina, mediante el uso de siARN que pasen de la hospedadora a la parásita para bloquear sus genes. 

Bibliografía 

  • Shahid, S., Kim, G., Johnson, N.R., Wafula, E., Wang, F., Coruh, C., Bernal-Galeano, V., Phifer, T., de Pamphilis, T.C., Westwood, J.H. and Axtell, M.J. (2018). MicroRNAs from the parasitic plant Cuscuta campestris target host messenger RNAs. Nature 553. 
  • Runo, S., Alakonya, A., Jesse Machuka, J. and Sinha, N. (2010). RNA interference as a resistance mechanism against crop parasites in Africa: a ‘Trojan horse’ approach. Society of Chemical Industry 67: 129-136. 
  • Aly, R., Cholakh, H., Joel, D.M., Leibman, Steinitz, D.B., Zelcer, A., Naglis, A., Yarden, O. and Gal- On, A. (2009). Gene silencing of mannose 6-phosphate reductase in the parasitic weed Orobanche aegyptiaca through the production of homologous dsRNA sequences in the host plant. Plant Biotechnology Journal 7: 487–498. 
  • Kokla, A., Melnyk, C.W. (2018). Developing a thief: Haustoria formation in parasitic plants. Department of Plant Biology, Swedish University of Agricultural Sciences, Almas allé 5, 756 51 Uppsala, Sweden

Autor Manuel Fernández Moreno

Estudiante del grado en Biología por la Universidad de Sevilla. Entusiasta de la Biología Molecular y la Fisiología Vegetal. Actualmente miembro del grupo de Metabolismo y Señalización Celular del Centro Andaluz de Biología Molecular y Medicina Regenerativa.

¡Aviso! Hidden Nature no se hace responsable de la precisión de las noticias publicadas realizadas por colaboradores o instituciones, ni de ninguno de los usos que se le dé a esta información.


Deja una respuesta

Tu correo no se hará público. Campos obligatorios marcados con *

Sigue la actualidad por correo

¿Conoces nuestra APP?

Disponible para dispositivos iOS y Android