954 09 75 24    revista@hidden-nature.com

La transformación de los ecosistemas acuáticos del golfo de Cádiz y el éxito en la introducción de especies no nativas

La transformación de los ecosistemas acuáticos del golfo de Cádiz y el éxito en la introducción de especies no nativas

El continuo crecimiento de la población humana en las zonas costeras ha llevado a modificar estas zonas para hacerlas más habitables, incrementando la superficie industrial mediante el uso de estructuras artificiales (ej. rompeolas y puertos) en las aguas costeras e incluso en zonas más alejadas de ésta, lo que nos lleva a una expansión de la industrialización sobre el mar que se conoce como “ocean sprawl”. La modificación del entorno marino y de su zona costera permitiría condiciones ambientales más favorables para el establecimiento de especies no nativas (ENN), puesto que son nuevos hábitats artificiales para ser colonizados y que además comparten similitudes con la mayoría de estas zonas que se modifican en todo el mundo. Estos “nuevos hábitats” incrementarían su vulnerabilidad a ser invadidos por ENN, especialmente en aquellas zonas transformadas de la costa donde se esté dando un vector que permita el porte continuo de especies fuera de su rango de distribución, como ocurre con el agua de lastre de barcos mercantes.

Las modificaciones del hábitat por factores antropogénicos (nuevas estructuras artificiales o modificación de la composición química de las aguas por contaminación) aumentarían las posibilidades de establecimiento de ENN. La llegada de ENN desde África puede darse por tropicalización o desde zonas más alejadas por barcos. Una vez que las ENN se establecen, algunas de ellas, modifican el hábitat y aumentan la probabilidad de que otras ENN se establezcan.

Las modificaciones del hábitat por factores antropogénicos (nuevas estructuras artificiales o modificación de la composición química de las aguas por contaminación) aumentarían las posibilidades de establecimiento de ENN. La llegada de ENN desde África puede darse por tropicalización o desde zonas más alejadas por barcos. Una vez que las ENN se establecen, algunas de ellas, modifican el hábitat y aumentan la probabilidad de que otras ENN se establezcan.

Puedes leer el artículo completo con sólo ¡crear una cuenta!
o accede si ya tienes una.

Autor Enrique Gonzalez Ortegon

Enrique González-Ortegón investigador en el Instituto de Ciencias Marinas de Andalucia (CSIC), se licenció en Biología por la Universidad de Sevilla en 2000 y doctoró en Ciencias Marinas por el CSIC y la U. Cádiz en 2008.


Los artículos de la revista Hidden Nature en formato digital, cuentan con el ISSN 2531-0178. Si quieres participar con tus artículos de divulgación científica en nuestra revista, escríbenos a revista@hidden-nature.com